Loader
Salud mental

Gisele Bündchen: en su libro revela sus dificultades emocionales

La modelo brasileña de 38 años hizo algunas confesiones muy personales, en su libro "Lessons: My Path to a Meaningful Life"

  • Por El Comercio / GDA
  • 10 OCT. 2018 - 3:03 PM
Photo
La modelo dejó en evidencia que el dinero, el éxito y la belleza no aseguran la felicidad. (AP)
  • Compartir esta nota:

No todo es lo que parece. La vida de la supermodelo, Gisele Bündchen, no es tan perfecta y glamorosa como creíamos; pues en su libro de memorias personales, “Lessons: My Path to a Meaningful Life”, revela los duros momentos que le tocó atravesar a lo largo de su vida.

Gisele Bündchen dejó en evidencia que el dinero, el éxito y la belleza no aseguran la felicidad; pues, confesó que sufrió ataques de pánico durante años y hasta pensó en suicidarse.

En una entrevista que acaba de ofrecer a la revista People, la modelo indicó: “Las cosas pueden ser perfectas por fuera, pero no tienes idea de lo que está sucediendo realmente. He sobrevivido, pero no cambiaría nada ya que quién soy hoy es debido a esas experiencias”.

Siendo hoy una top model, durante su infancia nunca se sintió especial, hasta que fue descubierta por un agente de modelos en un centro comercial de Sao Paulo, en Brasil, a los 14 años y fue ahí que se inició. 

Nunca fue fácil para ella, y recién en 1997 consiguió notoriedad, cuando caminó en topless en un desfile para el diseñador Alexander McQueen, esto le generó portadas de revistas. 

En el 2000, logró un contrato récord de US$25 millones con la marca de lencería Victoria Secret, además comenzó a salir con Leonardo DiCaprio, convirtiéndola en una celebridad. Toda esa repentina fama la abrumó.

Tras sufrir su primer ataque de pánico durante un vuelo en 2003, Gisele Bündchen desarrolló miedo a los túneles, ascensores y otros espacios cerrados .

Las cosas no mejoraron, e incluso, pensó en suicidarse. “Sentí que todo en mi vida iba a matarme. Todo se había convertido en una jaula, y yo era el animal atrapado en el interior. No podía ver una salida, y no podía soportar otro día sintiéndome así. La idea me dominó entonces: tal vez sería más fácil si saltaba. Todo terminaría”, explicó.

Gisele contó que tras ello, decidió acudir a un médico que le recetó Xanax, sin embargo, ella decidió que no quería depender de la medicación. Con la ayuda de los doctores, ella hizo un cambio total en su estilo de vida: dejó de fumar, de beber licores y café, todo lo cambió por el yoga y la meditación. 

En el 2009 Gisele se casó con el jugador de fútbol americano Tom Brady, con quien tiene dos hijos. Hoy en día se encuentra alejada de las pasarelas y disfruta de su familia.

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba