Loader
Crianza y familia

Nalgadas y otros castigos harían que niños presenten conductas suicidas y consumo de drogas en la adultez

Pediatras estadounidenses insisten en que se deben aplicar otras estrategias para disciplinar a los menores como quitarles el juguete preferido o reducir las horas de televisión

  • Por Agencia AP
  • 08 NOV. 2018 - 10:27 AM
Photo
​Junto al castigo físico, hay estudios que comprueban que los abusos verbales y la humillación pueden vincularse con la depresión y problemas de conducta. (Sharon McCutcheon / Unsplash)
  • Compartir esta nota:

El colegio de pediatras más importante de Estados Unidos reiteró este lunes en forma reforzada su consejo de evitar las nalgadas y los castigos físicos debido a que pueden provocar daños a largo plazo.

La Academia Americana de Pediatría dijo en un documento actualizado que dichos daños pueden incluir una conducta agresiva, trastornos cerebrales, abuso de drogas y conducta suicida en la edad adulta.

La academia señaló que las investigaciones realizadas luego de su documento publicado en 1998 conllevaron a la actualización. Aseveró que las nalgadas están perdiendo popularidad entre los padres, sobre todo cuando los niños son muy jóvenes. Aunque algunos padres creen que puede conducir a mejoras de conducta en el corto plazo, los estudios demuestran que no son más eficaces que castigos no físicos, incluida la imposición de límites firmes y las consecuencias no deseadas.

El grupo sugiere privar al niño de sus juguetes favoritos o reducir el tiempo de televisión.

“Aunque muchos niños que padecieron nalgadas actualmente son adultos sanos y felices, las pruebas sugieren que las nalgadas no son necesarias y pueden provocar daños a largo plazo”, señaló la academia.

Los estudios de las últimas dos décadas respaldan las pruebas de que las nalgadas pueden volver a los niños más agresivos y desafiantes.

Otros estudios han vinculado los castigos físicos en la infancia con alteraciones cerebrales posteriores en los adultos jóvenes tales como reducción de materia gris y niveles elevados de las hormonas de estrés. La conducta suicida, el abuso de drogas y la ira son otras consecuencias potenciales a largo plazo de las nalgadas, según los estudios.

La academia también advirtió que los abusos verbales y la humillación pueden estar vinculados con la depresión y problemas de conducta en los adolescentes.

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba