Loader
Está cargada de nutrientes

Descubre qué es el agua saborizada y sus beneficios para la salud

Es una alternativa sana para reemplazar bebidas azucaradas como las gaseosas

  • Por El Comercio / GDA
  • 06 SEP. 2018 - 09:15 AM
Photo
Los nutrientes del agua saborizada tienen diversos beneficios para la salud. (Foto: Shutterstock)
  • Compartir esta nota:

Si no te gusta beber solo agua, puedes optar por el agua saborizada. Está hecha con pulpas de frutas o verduras, o hierbas aromáticas. Generalmente, no contiene azúcar y, por ser producto
de la maceración (los ingredientes pasan horas dentro del agua
antes de beberse), está cargada de nutrientes. 

Es una buena opción frente a las bebidas gaseosas y minerales, porque la primera es azucarada y la segunda, dice la nutricionista Sandra Carreras, contiene sulfatos y bicarbonatos, químicos que, en exceso, causan trastornos gastrointestinales (calambres, vómitos y náuseas).

Beneficios

Desintoxica - Si consumes ocho vasos de agua saborizada al día tu organismo tendrá un buen funcionamiento renal, lo que significa que conseguirás eliminar las toxinas del organismo a través de la orina, señala la nutricionista Saby Mauricio.

Reafirma la piel - Esto, en el caso de que el agua contenga kiwi, naranja o zanahoria, ricos en vitamina C, que, como explica la nutricionista Saby Mauricio, está involucrada en la formación de colágeno, sustancia que mantiene la elasticidad de la epidermis. 

Mejora la circulación sanguínea - Prepara el agua saborizada con rodajas de melón de agua y arándanos, porque al consumir sus pulpas conseguirás eliminar los residuos tóxicos de la sangre y así mejorará tu circulación, dice la nutricionista Karol Orellana.

Recetas

1. En un litro de agua hirviendo, coloca la ralladura de medio kion. Deja que enfríe y agrega el zumo de una naranja, un limón y una toronja. Congela y sirve.

2. Aplasta ligeramente 10 g de menta para que suelte su aroma y añádela a un litro de agua al tiempo. Deja macerar al menos seis horas dentro del refrigerador. 

3. Corta en trozos medio pepino y seis fresas, y tritura con un
mortero 10 g de romero. Agrega estos ingredientes a un litro de agua fresca y congela durante seis horas.

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba