Loader
Beneficios

Deléitate con chocolate

Al disfrutarse en porciones adecuadas es saludable, enamora y por eso debería incluirse en la dieta balanceada

  • Por El Universal / GDA
  • 03 DIC. 2018 - 10:43 AM
Photo
Los ácidos grasos del chocolate ejercen una función estimulante de endorfinas, que tienen que ver con las sensaciones de placer y estado de ánimo. (Charisse Kenion / Unsplash)
  • Compartir esta nota:

Una rica taza de chocolate calientito es irresistible, como comer un trozo de este delicado alimento, que enciende el ánimo, calienta el cuerpo y al consumirlo con moderación, incluso ayuda a prevenir ciertos males, como la depresión.

Un trabajo del British Medical Journal (BMJ) indica que comer chocolate tiene una influencia saludable gracias a sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. Brinda beneficios para bajar la presión arterial y mejorar la sensibilidad a la insulina.

Chocolate, ¿bueno? Bueno. El comer chocolate da alegría, placer, una fuente de energía y en la ASCHOCO (Asociación Nacional de Fabricantes de Chocolates, Dulces y Similares): "estamos convencidos que es un alimento que brinda grandes beneficios a la salud y bienestar", indica su directora general Alicia Páramo Ortega.

Una de las razones es que produce placer porque el cacao y su derivado el chocolate, contienen teobromina, alcaloide que posee efectos estimulantes en los sistemas de alerta en el cerebro.

La sustancia produce vasodilatación de venas y arterias, lo que incrementa el flujo sanguíneo y disminuye la presión arterial.

Mina de sabor y salud

Este alimento es fuente de grasas, proteínas, carbohidratos, vitaminas y minerales: sus ácidos grasos ejercen una función estimulante de endorfinas, que tienen que ver con las sensaciones de placer y estado de ánimo. 

Y la feniletilamina que contiene este alimento genera una sensación especial en el cerebro, muy parecida a la que se genera en durante el enamoramiento y es la responsable de la euforia de esos días.

"Al derretir el chocolate en la boca, olerlo y saborearlo se elevan los latidos a 140 por minuto, más que los que produce un beso", concluye Páramo Ortega.

  • Compartir esta nota:

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

    Dejar comentario
    Volver Arriba