Loader

Derechita por la vía

Con una postura incorrecta al correr, tu cuerpo lo va a resentir

Photo
  • Compartir esta nota:

¿Te ha pasado que vas de lo más entusiasmado corriendo, hasta que te observas en el reflejo de una vitrina o te captan una foto? ¿Qué ves? Espalda y hombros encorvados, cuello inclinado, cabeza agachada y pelvis hacia adelante. ¡Una postura fatal! Creo que a todos nos ha pasado. Confieso que detesto verme de esa forma. 

No hay duda de que con una postura incorrecta al correr, tu cuerpo lo va a resentir. Por eso no puedo olvidar aquel primer medio maratón que realicé sin el debido entrenamiento. A la milla 9 no soportaba el dolor de rodilla y de espalda que me dio. Llegar a la milla 13 realmente fue una odisea y ni hablar de los dolores con los que amanecí al día siguiente.

Entre los beneficios de una buena postura al correr se encuentran: ayuda a tus pulmones a tomar más aire, por lo que mejora la respiración; buen balance corporal; se conserva mayor energía; se lleva un mejor ritmo y zancada; además de evitar lesiones y más. 

Aquí algunos consejos que te pueden ayudar para mantener una buena postura: 
1. Mantén la mirada y barbilla hacia el frente. 
2. Lleva los hombros relajados y quítale tensión a los trapecios.
3. Los brazos deben ir paralelos al tronco y puños sin apretar.
4. Practica un braceo natural, en el que codos y antebrazos, uno esté en ángulo de 90 grados y el otro a 45.
5. Contrae el abdomen y el tronco erguido encima de las caderas, sin perder la alineación.
6. Evita hacer desplazamientos laterales excesivos.
7. Busca una zancada paralela y una buena alineación entre la cadera y la rodilla. 

Pudiera parecer sencillo, pero no lo es del todo. Para lograrlo es muy importante fortalecer el centro o tronco del cuerpo, a lo que le llaman “core”. Un entrenamiento adecuado debe ir enfocado en adquirir fuerza, flexibilidad, coordinación y movilidad en esta parte más fuerte de nuestro cuerpo, que incluye el tronco y las caderas, que son su base. 

Para mejorar tu postura corporal al correr es necesario que realices ciertos ejercicios, entre ellos, aquellos que trabajen el área abdominal y espinal, así como los que te ayudan a aumentar tu fuerza muscular.  

Expertos recomiendan que durante nuestro diario vivir practiquemos una buena postura, para que así el mal hábito no se refleje al correr. Así que la próxima vez que vayas a conquistar millas, no olvides estos detalles. ¿Cómo sabes si lo estás haciendo bien? Una sugerencia puede ser que le pidas a alguien cercano que te grabe mientras corres. Vela cada punto mencionado aquí y trabaja con ello. 

Con el transcurso del tiempo, la práctica y los ejercicios he podido mejorar mi postura. Pero, ¿saben qué? Sigo trabajando con eso cada vez que me lanzo a conquistar millas. Siempre se puede mejorar…

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba