Loader
Factor de riesgo

Los infieles tienen altas posibilidades de volver a serlo en el futuro

Lo dice un nuevo estudio, que también señala que esta situación afecta a 7 de cada 10 parejas no casadas en EE.UU.

  • Por EFE
  • 19 SEP. 2018 - 3:06 PM
Photo
La situación ya afecta a siete de cada diez parejas no casadas en Estados Unidos. (Shutterstock)
  • Compartir esta nota:

La infidelidad en la primera relación de pareja, sea cometida o padecida, aumenta hasta cuatro veces la posibilidad de infidelidad en las siguientes relaciones, una situación que ya afecta a siete de cada diez parejas no casadas en Estados Unidos, revela un estudio difundido hoy por la Universidad de Denver (DU).

El informe, a cargo de Kayla Knopp (quien está completando su doctorado en psicología en DU), se enfocó en lo que técnicamente se conoce como "encuentros sexuales extra diádicos", es decir las relaciones sexuales con una persona fuera de la pareja.

Knopp y sus colaboradores, los profesores Galena Rhoades, Howard Markman y Scott Stanley, analizaron datos compilados durante los últimos cinco años sobre relaciones de parejas y entrevistaron a 1,600 personas sobre conductas específicas en sus relaciones.

Además, hubo un estudio especial de 484 adultos en relaciones románticas con personas del sexo opuesto a quienes se identificó como "en alto riesgo de infidelidad serial".

En definitiva, dice el estudio publicado en Archives of Sexual Behavior, los infieles en el presente tienen altas posibilidades de ser infieles otra vez en el futuro. Y las personas que fueron engañadas tienen altas posibilidades de pasar por experiencias similares en el futuro.

Específicamente, quien engaña a su primera pareja tiene tres veces más posibilidades de engañar a sus siguientes parejas en comparación con quienes fueron fieles a su primera pareja.

A la vez, quienes fueron fieles a su primera pareja reportaron dos veces más que el otro grupo que también fueron fieles a su segunda pareja.

Además, las personas que fueron engañadas en su primera relación reportaron cuatro veces más frecuentemente que el otro grupo que también fueron engañadas en sus siguientes relaciones.

"Estos hallazgos fueron controlados según factores de riesgo demográfico por infidelidad y se mantuvieron sin importar el género o el estado civil del entrevistado. De esa manera, la infidelidad en el pasado emergió como un factor de riesgo importante de infidelidad en futuras relaciones", subraya el estudio.

Eso significa que no existe diferencia estadística entre hombres y mujeres en cuanto a engañar o a ser engañado. Más allá de las estadísticas, Knopp expresó que su estudio tiene aplicaciones prácticas, incluyendo desarrollo de consejos y de medidas de prevención de infidelidad serial.

"El pasado es importante en las relaciones. Lo que hacemos en cada paso del camino en nuestras relaciones románticas influye los pasos siguientes, sea infidelidad, cohabitación, o cualquier otra de las muchas conductas de relación", comentó la experta en declaraciones preparadas al presentar su estudio.

"Identificar los factores de riesgo les da a las personas un poco más de poder y control sobre sus propias vidas", detalló Knopp, quien aseguró que "eso quizá sea muy importante para analizar y para planificar cómo evitar resultados no deseados en el futuro". 

  • Compartir esta nota:

Comentarios

    Dejar comentario
    Volver Arriba